Cómo se compra a un periodista

Una campaña electoral es la situación perfecta para comprobar las miserias de los medios de comunicación. Y en ésta que, a Dios gracias, hemos finalizado, ha habido un aspecto de esa bellaquería que puede haber pasado por alto a muchos pero que yo quiero destacar, porque además es la base del problema, el primer paso para comprar medios y periodistas.

El momento en el que los partidos políticos están en campaña es también el momento en el que los jefes y jefecillos de los distintos medios de comunicación aprovechan para reunirse con ellos y, tras palmaditas y abrazos, prometerse ententes cordiales a cambio de subvenciones (algunas maquilladas detrás de publicidad, por supuesto). En Ibiza, hay incluso una radio y un periódico que llevan meses pensando en cerrar puertas porque no ganan un puñetero euro pero que están aguantando porque esperan que ganen los suyos, que ya les han prometido ‘subvencionarlos’… Y no olvidemos que hablamos de ayudar con dinero público, de las instituciones no de los partidos. Así que esos medios, en lugar de apostar por tener buenos periodistas han decidido apostar por rellenar páginas que insultan a sus lectores y al periodismo pero que hacen campaña continua a su partido.

Y otro periódico, en el otro lado del espectro político y que lleva cuatro años nutriéndose de ese dinero público porque los suyos han estado en el poder, ya se ha puesto también en lo peor y ha lanzado a sus periodistas a lamer los lustrosos culos de los que ahora, quizás, ocupen las sillas. Así es la campaña electoral desde otro punto de vista. Y sí, es cierto que en cada medio puede verse una línea editorial política clara, lo que creo que en principio es bien lícito, pero ¿habéis visto periodismo de verdad en algún lado? Y es que los que son de unos tienen miedo de atacar en serio a los otros por que temen quedarse sin dinero público si esos otros ganan… No se sacan buenas historias ni se quieren artículos de opinión de verdad cañeros, ni se cuenta, por ejemplo, que los del PSOE engañaron a los representantes de la cultura pitiusa para llevárselos a un mitín que tenía que ser una reunión informal, y no se cuentan las verdades o porque las historias y los engaños afectan a los suyos o porque existe ese pánico a quedarse sin dinero público de los otros… qué patético. Qué triste.

Y, de esta forma, ante esta rueda, los periodistas tienden ya a autocensurarse, ellos solos por su cuenta y riesgo… y con una falta de cojones considerable, añadiría, y lo hacen porque ya saben cómo funcionan los medios para los que trabajan y no quieren problemas.

Además, todas esas subvenciones, las reales y las que se ocultan tras contratos de publicidad, son información que, por supuesto, los ciudadanos no suelen tener, porque los medios de comunicación no suelen darla. Faltaría más.

Ahora que hablamos de nuevo del desprestigio de la política y que el movimiento 15 M (en el que, por cierto, los medios también han sido dura y justamente criticados) reclama medidas contra la corrupción, sería también un buen momento para reclamar más transparencia en esos negocios entre prensa e instituciones (en realidad es con los partidos pero como unos y otros confunden los términos…) Propondría primero eliminar las subvenciones y que los medios aprendan a competir y a llorar menos. Lo mismo que diría al cine español, vamos… Reduciría las cantidades destinadas a la publicidad (que ya he señalado que es la trampa preferida para ayudar a los amiguetes) y establecería un marco claro de lo que puede y debe gastarse en publicidad, cantidades que deberían hoy ser mucho menores que hace unos años teniendo en cuenta las posibilidades que ofrecen las redes sociales y las nuevas tecnologías (la publicidad tradicional debería estar muriéndose).

Porque, además, si no se acaba con esta práctica, ¿cómo podemos pensar que los medios están legitimados para criticar luego el derroche de las instituciones? ¿Cómo puede criticar un diario que el Consell de Ibiza duplica el número de cargos de confianza necesarios si se ha llevado 200.000 euros de las arcas?

¡Ah! Y he puesto un dibujo de una pistola como ilustración porque no sabía qué poner y las pistolas siempre quedan bien… lástima que la mayoría de los periodistas las lleve descargadas y/o no sepa disparar.

Anuncios

Acerca de territoriocat

Cristina Amanda Tur (CAT). Licenciada en Ciencias de la Información y diplomada en Criminología Superior. Compagino periodismo y criminología con la novela policíaca. En periodismo, he pasado de la sección de sucesos (sin abandonarla completamente) a realizar un periodismo divulgaltivo, de temas científicos y sobre el patrimonio natural, histórico, arqueológico y cultural de las islas, con especial atención a la divulgación del patrimonio marino. Éste es un trabajo que realizo, principalmente, con la colaboración del fotógrafo Joan Costa, con quien, en abril de 2017, he publicado el libro '101 flores de Ibiza y Formentera'. He publicado una decena de libros. Entre ellos 'El hombre de paja. El crimen de Benimussa', dedicado al cuádruple asesinato que tuvo lugar en Ibiza en 1989, en un ajuste de cuentas del cartel de Medellín.
Esta entrada fue publicada en opinión y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Cómo se compra a un periodista

  1. pablo mesones dijo:

    Muy buen post y es una gran verdad. Aqui los periodistas de canal nou, a pesar de comer del oficialismo,lo critican todo lo que pueden, pero detras de camaras. Que pena ser un mercenario.

  2. Considerado por librepensadores de antaño como el cuarto poder dormido en el sueño de los justos , hasta que han llegado al dominio publico a la television y ahora muestra su temido aguijon agrediendo a diestro y siniestro ahora se le llama Tv de extrema derecha o extrema izquierda segun su orientacion , hasta que el PP liberalizo las comunicaciones , lanzando desde cabo Cañaveral Varios satelites de comunicaciones entre ellos el Hispasat siendo el Sr Rajoy el ministro de turno con dinero de la ciudadania Española algo cambio en la aborregada sociedad Española , con un a television publica dominada por el gobernante de turno con el lema de quien domina la informacion domina el mundo dando las noticias segun conveniencia se llego a decir desnaturalizada , con dos dias de retraso hasta que llegaron los periodicos y reclamaron su parte del pastel su trocito de tarta , su trocito de poder, las nuevas tecnologias hicieron el resto llegando a un partido mayoritario llevarlo a la miseria absoluta , a la muerte subita , al requiem, por quien doblan las campanas llego el cuarto jinete del apocalipsis sin pompa ni boato , enseñando al mundo cual es el verdadero poder de la informacion

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s